El artista acusado de un crimen se entregó a las 7:00 en la comisaría 52 de Villa Lugano. Álvarez afirmó que «cualquier animal haría lo mismo», al justificar el asesinato de Díaz.

El músico de rock Cristian «Pity» Álvarez se entregó esta mañana a la Policía y reconoció que mató a Cristian Díaz, de 36 años, en defensa propia.

«Lo maté porque era él o yo», afirmó Álvarez, en declaraciones formuladas poco antes de ingresar a la Comisaría 52, del barrio porteño de Villa Lugano a las 7:00 de la mañana.

Álvarez dijo que «cualquier animal haría lo mismo», al justificar el asesinato de Díaz.

«(Lo maté) porque si no me iba a matar él», señaló el líder de la banda «Viejas Locas», quien arribó acompañado por su abogado, Sebastián Qeuijeiro, a la sede policial.

También sostuvo que con Díaz no eran «amigos» y que la víctima «era un pibe que choreaba».

Álvarez fue acusado por varios testigos de matar con una pistola calibre 7.35 a Díaz, de 36 años, en el complejo habitacional Samoré, de Villa Lugano.

Buenos Aires, NA.