21 julio, 2024

La Brigada Solidaria entregó dos casas a madres solteras para celebrar año nuevo

La Brigada Solidario celebró el inicio del año 2021 entregando dos casa una a Tamara Zoloa y otra a Rocío Vázquez, dos hermanas que son madres solteras y sostén de hogar, año nuevo, vida nueva en casa nueva.

El año 2021 les trajo a las hermanas Tamara Zoloa y Rocío Vázquez un nuevo hogar, y fue de la mano de la Brigada Solidaria.

Las mujeres son hermanas y ambas madres solteras, y desde la Brigada pusieron toda la solidaridad en marcha y pusieron manos a la obra, realizaron los cimientos, levantaron las paredes y les construyeron un monoambiente a cada una, para que puedan cumplir el sueño de dormir bajo su techo y tener la seguridad para cada familia.
 
La hermana mayor tiene 28 años y un hijo de 2, Alexander, mientras que la menor tiene 23 y a la pequeña Francesca, de 4.

Las hermanas juntos a sus hijos vivían en una habitación de dos metros por dos en la casa de su madre, Stella.

“El terreno es de nuestra mamá. Nos regaló un pedacito a cada una para que podamos tener nuestro espacio. Es mucha emoción pasar de no tener nada a de repente ver esto levantado, sabiendo que es algo para nosotras y nuestros hijos», expresó Tamara.
 
Las nuevas viviendas están en el extremo sur de la calle 9 de Julio y tienen alrededor de 36 metros cuadrados cada una y fueron construidas íntegramente por un grupo de integrantes de la Brigada, que hacen hasta los blocks para hacer la estructura.

«Primero empezó un albañil que es amigo de la familia y vino a darnos una mano. Teníamos dos árboles muy grandes que tuvimos que sacar y empezamos a cavar los cimientos, porque nosotros también trabajamos. Después vinieron los chicos y de una semana para la otra ya teníamos todo hecho, fue muy rápido», contó Rocío.
 
Una de las cosas que más agradecen las jóvenes es poder contar con la comodidad para la crianza de sus hijos. «Y también la privacidad, que es importante para ellos porque más allá de que sean niños. Más no podemos pedir», dijo.

Recibieron la llave de su nuevo hogar en el último día del 2020, en una reunión de todo el equipo para brindar y despedir un año que fue complicado, pero en el que mantuvieron vigente sus acciones para ayudar a los demás.

«Todos los años estamos con alguna tarea solidaria y esta vez pudimos seguir adelante con nuestra ayuda social. Por eso, hacemos nuestro reconocimiento a los chicos, porque hay algunos que no tienen trabajo y aun así se dedican a ayudar a los que menos tienen y al bien común», expresó el diputado nacional, Carlos Ponce, quien formó la cuadrilla y la encabeza desde 2017.
 
Antes de Navidad, los miembros de la brigada amasaron unos mil panes dulces y los repartieron en los hogares de las familias más necesitadas, además de seguir con el arreglo de techos que los caracteriza y la construcción de baños.

«Ha sido un año trágico, lo vamos a recordar como el de la pandemia que puso de rodillas al mundo. Tenemos todas las esperanzas para 2021 con las vacunas y las medidas, vamos a despegar», expresó el legislador.