23 mayo, 2024

Preocupación del FMI y Estados Unidos por la ruptura de contratos en el Sector Energético Argentino

0

Martín Genesio, presidente de AES Argentina, reveló la preocupación expresada por el Fondo Monetario Internacional (FMI), la embajada de Estados Unidos y otros organismos estadounidenses ante la ruptura de contratos en el sector energético argentino.

Por Gabriel Rodriguez

Martín Genesio, presidente de AES Argentina, reveló la preocupación expresada por el Fondo Monetario Internacional (FMI), la embajada de Estados Unidos y otros organismos estadounidenses ante la ruptura de contratos en el sector energético argentino. Esta inquietud surge luego de que el gobierno propusiera saldar la deuda con generadoras de energía mediante el pago con bonos, una medida que ha generado controversia y tensiones en el sector.

La propuesta gubernamental, que implica el pago de la deuda con un bono con quita del 50%, ha sido recibida con escepticismo por parte de las empresas energéticas. En este contexto, Genesio destacó que la ruptura de contratos envía una señal negativa y expresó su esperanza de encontrar una solución alternativa que no implique este tipo de medidas drásticas.

La preocupación del FMI y Estados Unidos se suma a las críticas de las empresas energéticas agrupadas en la Asociación de Generadores de Energía Eléctrica de la República Argentina (AGEERA). Estas empresas rechazaron la propuesta del gobierno argumentando que impactaría negativamente en sus compromisos financieros y en la credibilidad del mercado energético argentino.

En una carta enviada al Ministerio de Economía, AGEERA enumeró una serie de puntos por los cuales rechaza la propuesta de pago con bonos, destacando el impacto negativo en los compromisos financieros de las empresas y la falta de seguridad jurídica que podría generar esta medida.

La incertidumbre en el sector energético argentino continúa en aumento debido a esta situación, que plantea serios desafíos para la estabilidad y el desarrollo del mercado eléctrico en el país. La resolución de este conflicto será crucial para restaurar la confianza de los inversores y asegurar un futuro sostenible para el sector energético argentino.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *