18 mayo, 2024

El Parlamento Europeo dio el primer paso para regular las herramientas de inteligencia artificial en la región

En una votación clave, los eurodiputados aprobaron abrumadoramente una posición que busca limitar los excesos de la IA en la Unión Europea (UE). El texto se presentará al pleno del parlamento en junio para su adopción, luego de lo cual comenzarán las negociaciones con los estados miembros de la UE para acordar una ley definitiva.

Por Ale Pombo

En una votación clave, los eurodiputados aprobaron abrumadoramente una posición que busca limitar los excesos de la IA en la Unión Europea (UE). El texto se presentará al pleno del parlamento en junio para su adopción, luego de lo cual comenzarán las negociaciones con los estados miembros de la UE para acordar una ley definitiva.

Las disposiciones, que se incluyeron en la ley de IA que se está negociando en Bruselas, requieren que los desarrolladores de estos sistemas demuestren que han reducido los riesgos que pueden representar para la salud, los derechos fundamentales y los sistemas democráticos, y que se sometan al análisis de expertos independientes. Además, los usuarios de sistemas de IA que generan o manipulan videos, imágenes o sonidos que pueden inducir a error a otros a pensar que son auténticos o veraces deben informar a los ciudadanos que el contenido es falso.

Además, los creadores de tecnología tendrán que publicar «un resumen suficientemente detallado» de los datos protegidos por derechos de autor que utilizan para entrenar los sistemas de IA. Las herramientas deben estar diseñadas para tener «niveles apropiados» de rendimiento, previsibilidad, interpretabilidad, corrección, seguridad y ciberseguridad a lo largo de su vida útil.

La ley de inteligencia artificial también prohíbe los sistemas de vigilancia masiva en tiempo real en espacios públicos, excepto para prevenir delitos y localizar posibles víctimas, y prohíbe los modelos que utilizan técnicas subliminales para alterar «sustancialmente» el comportamiento de una persona sin su conocimiento. Además, clasifica una gama de sistemas de IA con usos muy específicos como de alto riesgo, que solo pueden introducirse en el mercado si respetan los derechos y valores fundamentales de la UE.

El Parlamento Europeo quiere que las empresas que violen las reglas puedan pagar una multa de hasta el 7% de su facturación anual global. Se espera que el pleno del Parlamento Europeo confirme su posición negociadora para este reglamento el próximo mes de junio, y luego el Parlamento Europeo tendrá que negociar con la Comisión Europea y el Consejo de la UE el texto final de la ley de IA.