Según el esquema de vacunación, la nueva disposición contempla una disminución en los periodos de aislamiento obligatorio desde este miércoles.

“Tal como se ha decidido a nivel nacional, realizamos una modificación al protocolo de aislamiento para los casos positivos de COVID y para los contactos estrechos. Teniendo en cuenta el porcentaje de vacunación que tiene la provincia, se considera aquí una diferencia entre el aislamiento de las personas vacunadas y el de las que no”, explicó este miércoles a la tarde la ministra de Salud, Rosa Dávila quien estuvo acompañada del jefe del Programa Epidemiología, Rodrigo Verdugo.