Mundo

Corea del Norte lanzó un misil intercontinental y encendió las alarmas

Corea del Norte anunció hoy a través de su televisión estatal que ha lanzado por primera vez con éxito un misil balístico intercontinental (ICBM), en lo que supondría un enorme avance en el programa armamentístico del régimen de Kim Jong-un.

El Ejército norcoreano disparó el proyectil en torno a las 9.40 hora surcoreana (0.40 GMT), desde la base aérea de Panghyon, en la provincia de Pyongan del Norte, revelaron las autoridades de Seúl y Tokio.

Horas después, el anuncio leído en la cadena KCTV por la locutora encargada de dar las noticias más importantes, Ri Chun-hee, en su habitual tono grandilocuente, indicó que se trata de un ICBM bautizado Hwasong-14 que alcanzó una altura máxima de 2.802 kilómetros y recorrió 933 kilómetros en 39 minutos.

“La República Popular Democrática de Corea (nombre oficial del país) se ha convertido en un imponente poder nuclear con el más poderoso de los ICBM capaz de golpear cualquier parte del mundo”, dijo la presentadora.

De confirmarse, el ensayo supondría un importante avance para el programa armamentístico norcoreano que, como recordó a principios de año el líder Kim Jong-un, pretende desarrollar misiles ICBM (proyectiles que pueden recorrer más de 5.500 kilómetros) capaces de equipar bombas nucleares y alcanzar territorio estadounidense.

Aunque los datos sobre el apogeo y la distancia recorrida por el misil concuerdan con los obtenidos por la inteligencia militar estadounidense, surcoreana y japonesa, ninguno de los tres países ha confirmado aún que se trata de un ICBM.

Algunos expertos han considerado que los datos de vuelo se podrían corresponder con los de un ICBM capaz de recorrer en torno a unos 6.000 kilómetros, lo que pondría a tiro para Corea del Norte el estado de Alaska, aunque no otros puntos más poblados de Estados Unidos.

En este sentido, Rusia puso en duda que el ensayo de hoy haya sido con misiles de esas características.
A través de un comunicado de prensa, el ministerio de Defensa ruso señaló que “los parámetros de vuelo se corresponden con las características de un cohete balístico de alcance medio”.

La nota oficial señala que el lanzamiento fue en dirección contraria a la frontera rusa y “no representó peligro para Rusia”.

Antes, el Comando del Pacífico Estadounidense (PACOM) también señaló que se trataría de un misil de alcance intermedio (IRBM), aquellos capaces de recorrer entre 3.000 y 5.500 kilómetros, informó la agencia de noticias EFE.

En todo caso, las cifras nuevamente ponen de relieve los importantes avances que está logrando el gobierno de Kim Jong-un en el terreno armamentístico.

La altura alcanzada hoy por el proyectil sería la mayor lograda por un misil norcoreano sin contar los hitos marcados por sus cohetes espaciales Unha-3 y Kwangmyongsong, que emplean tecnología propia de un ICBM y con los que Pyongyang puso en órbita distintos satélites.

“Una vez más, Corea del Norte sigue presionando con un lanzamiento de misil. Eso muestra que ha ignorado las repetidas advertencias por parte de la comunidad internacional” indicó el primer ministro japonés, Shinzo Abe, cuando se conoció la noticia del lanzamiento.

A los mensajes de condena de los jefes de gobierno de Corea del Sur y Japón se sumó el presidente estadounidense, Donald Trump, con un mensaje en la red social Twitter.

“¿No tiene este tipo nada mejor que hacer con su vida? Difícil creer que Corea del Sur y Japón vayan a aguantar mucho más. Quizá China haga un movimiento de peso en Corea del Norte y ponga fin a este sinsentido para siempre”, escribió Trump.

Por su parte, Beijíng, lo más parecido a un aliado que tiene Corea del Norte, también se mostró contrario al lanzamiento y pidió al régimen de los Kim que detenga las acciones que supongan una violación de las resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU.

“Urgimos a Corea del Norte que detenga esas acciones y cree las condiciones necesarias para la reanudación de las conversaciones” diplomáticas sobre la pacificación y desnuclearización de la península coreana, afirmó un portavoz del Ministerio chino de Exteriores, Geng Shuang, en rueda de prensa.

El Consejo de Seguridad de la ONU aprobó a finales del año pasado por unanimidad una resolución que amplió las sanciones impuestas contra Pyongyang debido al lanzamiento de misiles, una etapa necesaria, según analistas, para el desarrollo del programa nuclear norcoreano.

Las sanciones no desanimaron a las autoridades de Corea del Norte, por el contrario, en los primeros meses del año, realizó durante 2017 once ensayos, incluido el de hoy.

Los repetidos test de armas han incrementado la tensión en la región y endurecido la retórica de Washington, que ha insinuado la posibilidad de llevar a cabo ataques preventivos contra Corea del Norte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *