San Luis

No hallaron rastros de Abel Ortiz en un campo cerca de Villa Reynolds

Excavaron con una máquina en 3 lugares. Participaron policías de Homicidios, Bomberos e Investigaciones.

La pista que llevó al juez Penal 2 de Villa Mercedes, Leandro Estrada, a ordenar una inspección este domingo, en un campo al este de esa ciudad, en busca del cadáver de Abel “Pochi” Ortiz, no dio el fruto esperado. No hallaron ningún vestigio que indique que el hombre desaparecido el 16 de septiembre de 2014 haya sido sepultado allí. Seguirán buscando, le indicó el magistrado a El Diario de la República tras el procedimiento.

El campo inspeccionado desde las primeras horas de la mañana, con excavaciones incluidas, está ubicado a la altura del kilómetro 684 de la Autopista de las Serranías Puntanas, al este de la Quinta Brigada Aérea de Villa Reynolds, a unos treinta kilómetros de Villa Mercedes, detalló Ariel Ortiz, un hermano de Abel que presenció la búsqueda.

La propiedad, sujeta a un litigio por posesión veinteñal, está en manos de Adrián Toledo, “quien ha sufrido intentos de unos policías de despojarlo del campo”, afirmó Ortiz.
El viernes, al disponer el allanamiento y las excavaciones, el magistrado ordenó que una comisión policial fuera hasta allí y lo custodiara hasta este domingo a la mañana. Pensaban que la propiedad estaba desocupada, pero cuando llegaron se encontraron con que Toledo reside allí y les prestó colaboración para hacer el trabajo.

“No sabemos cuáles son los datos que motivaron al juez a ordenar la búsqueda de mi hermano en ese lugar”, indicó a El Diario el hermano de “Pochi”. Aunque luego mencionó que “siempre se escuchó eso de que ahí podía haber algo”.

En el procedimiento, supervisado en forma presencial por Estrada, participaron el Departamento Homicidios y el Departamento Investigaciones de la Unidad Regional II de Policía, con asiento en Villa Mercedes, y una dotación de la Dirección General de Bomberos de la Policía, que viajó desde la ciudad de San Luis.

“Fue infructuoso, no hallamos nada”, indicó el juez, ante una consulta de este medio. Detalló que excavaron “en tres lugares, lo que parecía ser un pozo séptico tapado con escombros, otro que estaba a tres o cuatro metros y el tercero, que no era un pozo propiamente dicho”, donde parecía que habían hecho remoción de tierra.

“Fue un operativo muy importante el que hicieron hoy, incluso usaron una retroexcavadora y cavaron en lugares muy puntuales”, señaló Ariel Ortiz.

El hermano de Abel reiteró la convicción de su familia: que en la desaparición del hombre estuvieron involucrados la ex de “Pochi”, Alejandra Espinosa, el amante de la mujer, el comisario Marcelo Acevedo, y una amiga de Espinosa, María Vázquez –los tres estuvieron procesados y siguen sujetos a la investigación–, además de otras personas allegadas a ellos tres.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *