Politica

En Video: Tensión entre Todesca y los empleados que tomaron el INDEC

Jorge Todesca, titular del INDEC, se cruzó a los gritos con empleados que pertenecen al gremio Unión de Personal Civil de la Nación (UPCN), que habían hecho paro en reclamo por remuneraciones, hecho que quedó registrado en un video.

“Yo soy la autoridad del organismo”, grita el número uno del Indec, en un video informal que rápidamente se viralizó en las redes sociales. “Ustedes son trabajadores y están afectando un servicio público”, agrega el economista, visiblemente enojado ante la situación.

Todesca, adelantó hoy que hará una denuncia penal contra los delegados de UPCN, a los que acusó por haber desactivado servidores informáticos del organismo, en lo que consideró una actitud “absolutamente intolerable”.

“La protesta, el paro y las asambleas son legítimos, lo que no se puede aceptar es que se violente un edificio publico y se apropien de él”, señaló Todesca, luego de indicar que “durante el día hubo perturbaciones en la pagina web y en algunos servidores”, si bien “no se afectó la base de datos” del organismo estadístico nacional.

Asimismo, en declaraciones al canal de cable TN, el titular del INDEC negó que se hayan despedido a 31 trabajadores y aclaró que de un total de 840 contratados, a 31 se les renovó el vínculo por tres meses en vez doce, “porque sus desempeños eran deficientes”.

La protesta llevada a cabo hoy por UPCN no contó con la adhesión del otro gremio con presencia en el INDEC, la Asociación Trabajadores del Estado (ATE), con actitudes marcadamente diferenciadas dentro del organismo.

Desde enero de 2007, cuando las estadísticas del INDEC comenzaron a mostrarse muy diferentes de las que daban a conocer organismos públicos provinciales y entidades privadas, ATE criticó en forma permanente lo que consideró una “manipulación” que atribuyó a gente vinculada al por entonces secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno.

Por el contrario, UPCN salió en defensa del ex funcionario y de lo actuado por el INDEC por esa época.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *