El ‘oso conductor’ dando un paseo en auto


Una familia del estado de Colorado, y testigos del hecho, informaron que “Un oso se subió a  un automóvil que estaba vacío, tocó la corneta y luego recorrió unos 38 metros dentro del vehículo hasta chocar con un matorral”.

Según Ben Story, de 17 años, y dueño del automóvil, “el animal se las ingenió para abrir la puerta del Toyota Corolla del 2008, que estaba sin seguro, y subirse al  automóvil el viernes en la mañana”.

Y que “dormía junto a su familia en su casa de Larkspur, a 48 kilómetros de Denver, cuando el oso ingresó al vehículo, atraído quizás por un emparedado de mantequilla de maní que se había quedado en la parte de atrás”.

El joven agregó que “Una vez adentro, es probable que el animal haya cambiado la transmisión del vehículo automático a neutro, lo que hizo que el auto rodara en reversa por la vía inclinada hacia el matorral”. “Es posible que la puerta se haya atascado cuando el auto se sacudió, por lo que el oso se quedó encerrado en el interior”.

Story  manifestó que “ahora  necesita un  auto nuevo porque el oso destruyó el interior del vehículo cuando aparentemente trataba de salirse y  le dejó ‘un regalo’ en el asiento del conductor, ‘una gran montaña’, algo para el recuerdo”.

Tyler Baskfield, vocero del departamento de Vida Salvaje de Colorado indicó que “No es inusual que osos en busca de comida abran las puertas de autos y casas a las que no se les puso el cerrojo”. “Pasa todo el tiempo”. “Son muy inteligentes”.

Y que “ese tipo de incidentes son preocupantes porque ponen en peligro tanto al público como al oso. Funcionarios atrapan y matan a los osos problemáticos que aprenden a hurgar en busca de comida y basura”.